divendres, 7 d’octubre de 2016

ENSAYO DE CARTA



tal vez,

Mamá,
Hoy ha vuelto el frío a colarse por las rendijas de la ventana.
Algunos días
estoy más lejos de los que amo
que de los confines de tu océano.

o tal vez,

Mamá,
a veces me duele más mi vida que tu muerte.
Todavía la quiero y me oculto
todavía la deseo
y me ahogo.

o tal vez,

Mamá,
Te olvido cada vez que vuelve la alegría
a habitarme los resquicios del cuerpo.
Cuando su voz rellena con canciones mis agujeros.
Cuando el verano y las risas
cuando los niños y el mar y las estrellas.

o tal vez,

Mamá,
a veces me duele más tu muerte que tu vida
que tus silencios,
que tu locura,
que tus márgenes,
que tus cuerdas flojas en desequilibrio


o tal vez,

Mamá,
Ha vuelto hoy el frío a colarse por las rendijas de la ventana.
Aún me duele tu carne,
aún me duele tu sangre
aún me duele tu cuerpo.